Las bebidas alcohólicas “le dan su toque” a los ingresos del Estado dominicano

0
58

El consumo de litros de alcohol puro per cápita en República Dominicana era de 6.9 en 2016, el séptimo más elevado de América Latina, siendo la cerveza la bebida alcohólica preferida por los criollos, según un informe de la Organización Mundial de la Salud, publicado en 2018.

Aunque el consumo de bebidas alcohólicas supone un problema de salud pública, producto de los accidentes de tránsito que se registran bajo los efectos de estas y las enfermedades cardiovasculares que causan, para el fisco es todo lo contrario.

El 4.6% del total de las recaudaciones de la Dirección General de Impuestos Internos (DGII) entre enero y noviembre de 2019, equivalente a RD$20,252.1 millones, se originaron por el impuesto selectivo al consumo (ISC) sobre las diferentes bebidas alcohólicas.

Por el ISC sobre la cerveza, el Estado, a través de la DGII, recaudó entre enero y noviembre pasado RD$14,627.5 millones, registrando un crecimiento de un 5.9% con relación a igual período de 2018, equivalente a RD$812.7 millones adicionales.

Las empresas cerveceras declararon o vendieron 17.4 millones de litros de la bebida durante ese período.

En tanto, por ISC sobre el ron y otros productos alcohólicos, Impuestos Internos recaudó RD$5,624.6 millones, entre enero y noviembre de 2019, registrando una disminución de RD$210.7 millones, en comparación con igual período de 2018.

En noviembre, el 65.5% del precio promedio del litro de alcohol puro, que era de RD$1,334, correspondía a impuestos (RD$875) y el restante 34.5% (RD$459) al costo sin gravámenes. Durante los primeros 11 meses de 2019, la tasa efectiva de tributación promedia para el ron fue de 67.3%.

Entre enero y el penúltimo mes del año pasado, se declararon o vendieron 7.8 millones de litros de ron, 1.4 millones de litros de wiski y 802 mil litros de vinos de uva, de acuerdo a las cifras de la DGII. Asimismo, se registraron 168 mil litros de vodka.Retos

Aunque registra aportes considerables al fisco, la industria del ron en el país enfrenta un importante reto: el comercio ilícito y la evasión fiscal en ese sector, para lo cual la DGII realizó una licitación internacional para la elaboración del Sistema Integral de Identificación, Marcación, Autenticación y Trazabilidad.

El sistema buscaría disminuir los índices de evasión, elusión y fraude fiscal en bebidas alcohólicas, cervezas y cigarrillos. Además, proteger las marcas legales diferenciándolas de las ilegales.

Recientemente, la Asociación Dominicana de Productores de Ron (Adopron) señaló que en los últimos años esa industria ha enfrentado una serie de retos por el crecimiento de la informalidad en el mercado local, provocado por la alta carga fiscal que, en un momento, se elevó en más de un 60% luego de la reforma fiscal del 2012.